diarioPe…tras la pista de un taxi driver

Voy dejando unos pasajeros por la clínica Sta. Catalina, ya pensaba salir de esta zona cuando me para una pareja algo mayores, me dicen el trayecto a Las Alcaravaneras: por el camino como casi siempre, intercambiamos unas palabras y más con esta gente que suele ser muy agradecidos con los taxistas…siempre dicen la mayoría de ellos que somos sus piernas y su libertad, van a muchos sitios gracias a nosotros. Cambiando de tema, ya llegamos al final del recorrido, me pagan muy amablemente y se despiden. Ya a los pocos minutos miro para atrás para los sillones traseros, es costumbre ya, que cuando se bajan los pasajeros me gusta mirar a ver si se queda algo y poder dárselos en el momento…suelo mirar a los pocos segundos pero esta vez no sé por qué, pero miré a los pocos minutos, y cuál fue mi sorpresa que hay un sobre con una documentación hospitalaria, voy inmediatamente para la dirección aproximada  en que se quedaron los pasajeros, y empiezo a preguntar cerca del portal donde los dejé, incluso al lado había un supermercado pregunté también y nadie sabía nada de esta gente, ni los reconocía por la descripción que le estaba dando de ellos. En fin que tuve que ir otra vez para la clínica y así dándole el sobre con el historial de los pacientes podía localizar por donde vivían exactamente para poder llevarle personalmente la documentación, pues saben, pues tampoco sabían nada, bueno más bien di con la amargada de recepcionista de turno que no me quería dar apenas atención y tuve que decirle que esta no eran formas de tratar a la gente…tuve que seguir buscándome la vida por mi cuenta, aparte de el estrés total que era dejar el taxi en cualquier sitio para bajarme rápido y preguntar. Empiezo a mirar detalladamente bien la documentación cuando vi casi al final un número de teléfono…llamo inmediatamente, me contesta una chica joven de unos treinta años y como que no entiende por qué de esta llamada, le vuelvo a explicar varias veces que era una pareja algo mayor y que salía de la clínica, etc.etc. Ya después de por lo menos diez minutos de conversación como que entendió una cosa tan natural que era preguntar por sus padres, que yo era un taxista y que se le habían quedado documentación…Me dió bien la dirección y fuí inmediatamente, ya al llegar estaba la señora esperándome en el mismo portal que los había dejado, le entregué el sobre y me agradeció mucho que se lo hubiera devuelto porque era muy importante. Al final de todo este ajetreo me quedé súper bien por haber encontrado a los clientes y entregarles la documentacion. La cliente me dio veinte euros, yo ya me fuí y pensé que menos mal porque después de haber perdido por lo menos dos horas de mi trabajo la cliente se portó muy bien, digo esto porque hay clientes que no te dan ni las gracias. Al principio digo que la responsabilidad de un taxista tiene que ser así o por lo menos entregar los objetos que se quedan en el taxi en algún sitio como es objeto perdidos de la policía local o las cooperativas de taxi, etc. Y no desentenderse de los objetos y tirarlos al contenedor o cualquier otro sitio como hacen algunos pocos profesionales del sector del taxi .